El equipo español cae ante las magiares (29:25), sostenidas por su portera, pese a la buena reacción en el segundo tiempo

31/07/21 | BALONMANO | ÁREA DE COMUNICACIÓN RFEBM | Las Guerreras no pudieron completar la remontada en su cuarto partido en los Juegos Olímpicos de Tokio ante una combativa Hungría (29:25, 14:11 en el descanso) tras un duro partido que se decantó a favor de las magiares en un igualado segundo tiempo. El equipo de Carlos Viver peleó hasta el final, pero se topó con Blanca Bíró en la meta húngara, que frenó la reacción de las Guerreras en el tramo final del partido.

Comenzó España con un 3:0 en contra en apenas tres minutos, en inferioridad por la rigurosa exclusión Ainhoa Hernández en el primer ataque magiar. En un mal inicio, las Guerreras no fueron capaces de encontrar su mejor juego, con chispazos individuales de Nerea Pena y Carmen Martín.

Bregando desde la defensa con una destacada Eli Cesáreo, el combinado español frenó el vendaval magiar inicial y empezó a asentarse sobre el 40×20. El equipo de Viver, acechado por los lanzamientos de las húngaras, sobre todo de Gréta Márton y Noémi Háfra, detuvo ese empuje gracias a varias intervenciones de Silvia Navarro y logró recortar distancias en el electrónico.

Con dificultades para aprovechar la superioridad numérica, el equipo español fue incapaz de acercarse a menos de 3 goles de Hungría. Se desgañitaba la capitana Martín en los tiempos muertos para insuflar ánimos a las suyas, que lograron dejar el marcador 14:11 al descanso tras una gran defensa en la última jugada, con parada de Silvia Navarro incluida.

Tras la reanudación, las Guerreras demostraron que su apodo no es casual. Con la garra que pedía Carmen Martín a sus compañeras, España salió a recortar distancias, zarpazo a zarpazo. Mientras Navarro salvaba los muebles bajo palos, el equipo empezaba a encontrar la efectividad en el lanzamiento que había echado en falta en el primer tiempo. Pero Hungría respondía, manteniendo la distancia en el marcador aprovechando la falta de precisión de las españolas en las superioridades.

Cuando mejor se encontraba España, en plena reacción, emergió una colosal Blanka Bíró para aguantar el resultado, lo que aprovechó el conjunto magiar para penalizar los errores de las Guerreras, por medio de una excelsa Petra Vámos. Aparecían Lara González Jennifer Gutiérrez para mantener viva la chispa de las españolas en ataque, mientras las buenas defensas volvían a meterlas en el partido. Un parcial de 3:0 y el cerrojo de Merche Castellanos hizo creer en la remontada.

España combinaba con eficacia en los extremos, con Carmen Martín como un estilete por la derecha. Golpe a golpe, las Guerreras estrechaban la brecha en el marcador, pero el empate no acaba de llegar. Bíró se seguía interponiendo en los planes españoles y el empuje de las suyas lograba frenar el buen momento de las de Carlos Viver.

Volcadas las Guerreras en el ataque, se toparon con una interminable Bíró, que cercenó todas las opciones del equipo español para recortar distancias. Sin apenas opciones en los últimos minutos, las magiares alargaron los ataques y frenaron las aspiraciones de las Guerreras, que lucharon hasta el final.

De esta manera, la clasificación para los cuartos de final se decidirá en la quinta y última jornada del grupo, en la que España se enfrenta al Comité Olímpico Ruso (lunes 2 de agosto, 7.15 h. española peninsular).

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *